jueves, junio 13, 2024
Google search engine
InicioGastronomíaPiñas o Ananás, de Sudamérica al Sudeste asiático!

Piñas o Ananás, de Sudamérica al Sudeste asiático!

Tailandia es uno de los mayores productores del mundo de piña, el cuarto, con 2,2 millones de toneladas al año, siendo el primero Costa Rica con 3,4 millones, segundo Filipinas, con 2,8 y tercero Brasil con 2,7 millones de toneladas. Esta fruta, es originaria de la cuenca de la plata en Sudamérica, donde se conoce como Ananás. En Tailandia hay dos variedades que se diferencian por su color y sabor; la de color mas verde en su corteza es mas amarga y la de tonalidad mas amarilla es muy dulce. Esta se produce principalmente en el sur del pais como en estos campos de cultivo, en la carretera nacional 402 cerca de Thalang, aprovechando las hileras de los arboles del caucho, donde una vez a la semana, cuando vivo allí, vamos desde nuestro hotel a hacer la compra y aprovechamos para traernos algunas ya preparadas y cortadas por las mujeres de los propios agricultores de la finca. Un placer desayunar cada día fruta fresca, recién recogida y pelada artesanalmente para disfrutar de todo su sabor y aun costo de 10 THB la pieza, es decir menos de 25 céntimos de euro.

Curiosamente la Piña, tiene dos protagonistas, uno Cristóbal Colon, que la trajo en sus viajes de América a Europa, en el siglo XV y otro el de James Drummond DOLE, un empresario americano, del siglo pasado, al que tuve la suerte de conocer su historia en mi viaje a Hawái. El apellido DOLE, ya de por si, se ve en todas las cadenas de supermercados del mundo, tanto en adhesivos pegados a las piñas y plátanos frescos, como a las latas de conservas, principalmente de piñas en almíbar.

Este empresario, estudiante de agricultura en Harvard, se marcho de muy joven a la Isla de Hawái, pues allí tenia a un tío. Compro una pequeña finca en el interior de la Isla de Maui, y allí empezó a cultivar piñas. Corría el año 1913 cuando, invirtió en una maquina conocida como GINACA, que cortaba y pelaba 35 piezas por minuto. De esta forma no solo era agricultor, sino que se convirtió en empresario, creando la empresa HAWAIAN PINEAPPLE. Tras convencer a parte de familia y a un fondo de inversión para que le dieran crédito, en 1922, compro la Isla de LANAI, en Hawái, convirtiendo con sus mas de 8000 hectáreas de cultivo intensivo, a Hawái en el mayor productor del mundo, acaparando su empresa el 75 % del comercio mundial de la piña.

Hoy en día la propiedad a cambiado de manos, Hawái, desapreció en el firmamento del cultivo de piñas, pero la marca DOLE en manos de una empresa irlandesa y la marca CHIQUITA, en manos suizas, acaparan el monopolio de frutas como el plátano, la piña y el banano, con barcos propios, decenas de miles de hectáreas en fincas propias y miles de millones de facturación.

Yo sigo prefiriendo cuando viajo al sudeste asiático, perderme por las vendedoras a pie de carretera, que me venden y pelan sus piñas, quizás no tan perfectas en formas, pues no están manipuladas, pero si 100% ecológicas, ricas, sabrosas y sanísimas.

Post relacionados
- Advertisment -
Google search engine

Más populares

Comentarios recientes

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies